" />

afectados por la rotura motor puma 22

    

              La verdad es nuestros objetivos son tres y muy sencillos:

           Un primer objetivo es que queremos pelear por los costes económicos que cada uno hemos tenido hasta la fecha con la sustitución de nuestro motor. Son averías costosas de unos 8.000€, creemos que el origen de la avería no es por culpa nuestra o de un mal uso, sino que la culpa es de Ford como fabricante del motor y eso es lo que vamos a defender judicialmente.

           Un segundo con el que pretendemos conseguir que desde Ford se comunique a todos los propietarios de estas autocaravanas para ofrecerles una solución.

         Y como tercer objetivo más optimista sería conseguir animar a otros, en los países de nuestro entorno, para que en ellos se realicen también sus correspondientes reclamaciones judiciales contra Ford, para que terminen reconociendo a nivel europeo que puede tratarse de un fallo en el motor; bien por diseño, por calidad en sus componentes, por incorrecto mapa motor o lo que finalmente se determine.

Nuestros objetivos: